La amenaza del cobrador

Estaba cansado de perseguir a Gallo Tapa’o para que le pagara una deuda que tenía, así que aquel día se lo encontró y le dijo muy enfadado:
-¡Gallo Tapao si no me paga el cheque se lo voy a pasar al juzgado!
Gallo Tapao responde descaradamente:
-¡Páselo!, ¡yo allá tampoco tengo cuenta!

El diccionario que me regaló el vecino

-Oiga vecino, ¿Le gustó el diccionario de sinónimos que le regalé?
-Me encantó, fascinó, agradó, embelesó, maravilló, hipnotizó, hechizó, embrujó…

Pa’l perro…

Al terminar de almorzar en el restaurante, el papá de la familia pobre se da cuenta que ha sobrado algo de comida así que le dice al mesero:
-Caballero, me echa lo que sobró en una caja por favor? Es para dársela al perro..
Benito se entusiasma entonces y dice:
-¡Uy que chévere! ¡me van a comprar perro!

Eternidad Argentina

Dos argentinos conversan:
-Si me llego a morir no me hagan una estatua.
-Vos estás pensando en morirte? ¡Yo creía que éramos eternos!

La pregunta más importante en la iglesia

-Nuevamente, ¡Si alguien tiene algo que objetar, que hable ahora o calle para siempre!
-Carlos! ¡Eso ya lo había preguntado el cura!
-Si mi amor, ¡Pero es que hay mucho distraído!

Chiste de Benito Monosílabos

En clase. La cansada profesora le dice a Benito en tono de reclamo:
-Benito, ¿Por qué respondes a todo con monosílabos? ¿es que acaso no saber decir más?
Y Benito responde:
-¡Monosílabos!

No confunda

-Buenas, ¿Es aquí el club de mujeres enfadadas?
-¿Por qué me pregunta? ¿Es que me vio cara de informadora o qué?

Pastillas para la envidia

-Hola, buenas noches, ¿tiene pastillas para la envidia?
-Si, por supuesto…
-GGRRRRR ¡qué envidiaaaa!

Respetar el alto en la calle

Se pasaron el alto (pare) los borrachos que venían en tremenda juerga en el auto, así que un policía de tráfico los detiene:
-Qué pasó con el alto?
-¡La mujer no lo dejó salir hoy!

Chiste de Álvaro Uribe

Benito llega donde la mamá y le dice:
-Mami, mami… ¡En la escuela me dicen Uribe!
-¿Y tú que haces?
-A ver «hijita» ¡aguantar, aguantar y aguantar!

La maratón de los viejitos

El hogar geriátrico organiza una maratón entre los ancianos del lugar. Las calles se llenan de gente para ver a los abuelitos correr. Hasta la emisora local transmite la carrera geriátrica de los abuelos que tienen que dar la vuelta a la manzana.
El locutor narra el final de la carrera:
-Ahí viene encabezando la carrera el anciano de 97 años seguido de la abuelita de 83 que ya casi lo alcanza!
Finalmente el anciano de 97 años cruza la meta, rompe la cinta y levanta con sus últimas fuerzas los brazos. El narrador de la emisora dice:
-¡Y el ganador es el abuelito de la pañoleta roja amarrada al cuello!
El comentarista le corrige:
-¡No! ¡No es una pañoleta roja! ¡esa es la lengua!

El atracador pobre

El asaltante le sale al encuentro a la señora con una pistola falsa:
-¡Quieta ahí señora! ¡Déme la cartera o le disparo!
La señora se da cuenta que la pistola es falsa así que le dice:
-¡Pero esa pistola es de agua!
-¡Ah bueno! ¡Entonces deme la cartera o la mojo!

Club de pesimistas crónicos

-Hola. ¿Es el club de Pesimistas Crónicos?
-Si, pero creo que duraremos poco, dentro de poco nos echarán por no pagar el local; o por un incendio, o un terremoto, o algo pasará. Además con la pandemia moriremos pronto o igual nos cae el meteorito ese de la profecía. Pero bueno, si quiere apúntese, al final no le servirá de nada.

Pegado a la puerta

El amigo le pregunta al tacaño.
-¿Qué haces aún ahí pegado a la puerta de tu exnovia si ya hace más de dos meses terminaron?
-¡Es que ella aún no ha cambiado la clave del Wifi!

El dormilón de los sermones

El pastor llama al hombre aparte y le reconviene
-Ya estoy cansado de que usted se duerma en todos mis sermones!
-Pastor, pero yo no veo en qué le afecta que yo duerma mientras usted predica!
-Que duerma no me perjudica, pero por favor ¡No ronque!

Matemática entre hermanos

En clase de religión a profesora le pregunta a Benito:
-Benito, si tienes 3 chocolates y tu hermana te quita dos, ¿qué te queda?
-Profesora, ¡me queda la mano ardiendo de la cachetada que le doy a la ladrona esa!

Dañar la dieta…

GayoTapao lleva más de tres días sin comer. Está pidiendo limosna en un semáforo. Se detiene frente a el una mujer joven, estrato alto, en un flamante automóvil. GayoTapao se le acerca y le dice:
-Señorita, llevo tres días sin comer, déme doscientos pesos!
Casi comprendiendo la situación la chica le dice:
-Nooo! Yo por doscientos pesos no le voy a dañar la dieta!

El niño fantasma

-¡Cariño el niño sigue creyéndose fantasma!
-¡No tenemos hijos!
-¡Entonces creo que tiene razón!

Cómo darle ánimo a la esposa

Luego de observarse al espejo por varios minutos, la esposa sale del baño y le recrimina a su esposo:
-¡Tengo los senos caídos, estrías, celulitis, y el cuerpo desarmado! ¡Pero dime algo!
El hombre responde sin inmutarse:
-¡Pero de la vista estás muy bien!

El verdadero amor no habla

Golpean a la puerta de la casa del borracho: 
-¿Quién es?
-¡El Amor de tu vida.!
-¡Nah! ¡Mentirosa! ¡La cerveza no habla!

Besos ardientes

La novia le dice a su amado en un tono muy romántico:
-Mi amor, ¡tus besos queman! tus besos llevan fuego!
El responde aclarando:
-¡Es que no me das tiempo de botar el cigarrillo!

Fiel hasta la muerte

El adúltero marido le dice a su esposa:
-Yo te prometí serte fiel hasta la muerte.
-¡Pero me eres muy infiel!
-Si, ¡Pero es que todavía no me he muerto!

¿Noe?

-Benito, ¿por qué llega tarde?
-Estaba en la casa de Noé
-¿Noé?
-Si, «no-eh» ¡de tu incumbencia chica!

Besándolo en el granero

-Señorita Miss república, me dicen que te vieron con tu novio dándole un beso en el granero.
-Yo si lo besé, ¡pero no le sentí ningún grano! 

Respuesta salomónica al jefe

El posible jefe le dice al empleado que quiere contratar…
–Solo le puedo pagar el sueldo mínimo, pero sepa que habría gente dispuesta a pagar por trabajar aquí.
–Bueno pues entonces, ¡Contrate a esa gente y me paga más a mí!

Comer carne de langosta

La profesora veía a Benito cada vez más flaco y sin ánimo de estudiar así que un día decidió preguntarle:
-Benito, ¿Qué comen en tu casa?
-Carne de langosta profesora.
-No entiendo Benito, se supone la carne de langosta alimenta, y tú, cada vez me llegas más flaco y demacrado.
-No me entiende profesora, comemos carne de «la-angosta» ¡porque si fuera de la gruesa no alcanzaría para todos!

Cuidado con el cliente

En un parque temático de animales un visitante se queja:
-¿Dónde puedo poner una queja? Me parece que en este parque los animales son muy agresivos.
-Cuidado con el cliente.
-Si la oficina de cuidado con el cliente.
-Cuidado con el cliente!
-Si, esa es la que busco, quiero poner una queja.
-Cuidado con el cliente. ( )
Un perro lo muerde.
-¡Ay! ese perro me mordió.
-“¡Cliente!” ¿por qué mordió al señor? Señor yo se lo advertí usted no hizo caso.

¿Ternura?

-Eres toda ternera
-Será ternura
-¡Haz dieta por favor!

Titular del fútbol argentino

Supongamos que Brasil y Argentina se enfrentan en el Mundial y el partido acaba en empate a cero. ¿Cómo describiría el resultado un periodista argentino?
«Brasil cero goles. ¡Argentina cero golazos!».

Ponerse repelente

-¡Qué molestia estos mosquitos!
-Ponte repelente.
-Madre mía, ¡qué ingente cantidad de dípteros nematóceros!

¿Sabe bien el tomate con sal?

El bobo Tanainas entra a la cocina pela un tomate, le echa sal y luego lo bota a la basura; toma otro tomate le echa sal y lo bota a la basura. Así con tres tomates más así que la mamá le pregunta:
-¿Por qué estás botando los tomates Tanainas?
-Mamá, ¡es que no me gustan los tomates con sal!

Lo que piensa un esposo

-¿Amor?
-Dime cariño…
-¿En qué piensas ? 
-En lo mismo que tú.
-¡Sin vergüenza! ¡Cochino! ¡Pervertido!

Despedidos del viernes

Un empleado le lee a Celio un memorando de la gerencia que acaba de llegar:
-Uy Celio! En este memorando dice que el viernes lo van a despedir a usted del trabajo!
-¿Y para eso me despertó? Es lunes, faltan cinco días!

Química…

—¿Te gusta la química?
-¡Nitrato de entenderla!

Cómo levantar el corazón

-Levantemos el corazón.
-¡Lo tenemos levantado hacia el señor!
-¡Sujételo con las pinzas asistente católica!
-¡Perdón doctor! ¡es que soy bien devota!

Medicamento difícil de tragar

El hombre entra a la droguería y le pregunta al boticario:
-Señor, ¿Me vende una coja de Támpax?
-Si señor, ¿Para quién son?
-Para mi, es que tengo gripa. Cuando tengo gripa me como un Támpax.
-¡Idiota! ¡Lo que usted necesita es «Contac!»
-¡Uy gracias doctor! ¡Con razón me costaba tanto tomarme la cosa esa!

Cómo timbrar en la casa

Benito está intentando timbrar en la casa. Estira sus pies pero nada que alcanza el timbre. Justo en ese momento pasa un anciano de una avanzada edad que casi ni puede caminar por sus muchos años. El abuelo quiere ayudar al niño así que muy amablemente timbra, luego de lo cual el niño le dice:
-¡Ahora sí anciano, ¡a correr porque aquí sale un perro grande y bravo!

El billete falso

La esposa se queja con el esposo:
-¡Qué inseguridad tan tremenda! ¡hoy me «metieron» un billete falso de cien mil pesos!
-¡Caramba! déjamelo ver…
-No, ¡si ya se lo «metí» al de la carne!

Evitar ser una madre violenta

-No necesito ser una madre violenta, ¡yo educo con la palabra!
-¡Pero me acabas de dar una cachetada mamá!
-¡Ah! ¡pero es que no estabas dejando hablar!

Perros que muerden

La mujer, algo gordita, camina por el parque con su enorme perro. Benito al verla venir le pregunta:
-Señora, ¿muerde?
La señora amablemente le contesta:
-No.
-¿Y el perro?

Dictamen médico acertado

El hombre al médico y le dijo muy preocupado:
-¡Doctor es que no hablo con nadie, me río solo, no consigo amigos, me hablan y no contesto y me cuesta mucho levantar la cabeza! ¿Qué tengo doctor? 
-Un Iphone 11.

Ni lo uno ni lo otro

Tanainas le pregunta a su esposa:
-Mija, ¿cuánto marca el termómetro?
-Cero grados.
-Qué bueno! ni frío, ni caliente!

Las clases de violín

-Oye Chaguala, ¿Cómo va en los estudios de violín tu hijo?
-Bien le han regalado una beca para estudiar en Australia
-¿Quién? ¿El colegio?
-No, ¡los vecinos!

Vacas locas…

Dos vacas hablando:
-Oye, ¿Has oído el rumor ese de que estamos locas?
-¡Y a mí qué me cuentas! ¡Yo soy un perro!

¿Dónde dan las visas para USA?

En la fila de la embajada de USA un hombre le pregunta al otro:
–Señor, ¿aquí es donde dan las visas?
–No. ¡Aquí es donde las niegan!

La pregunta capciosa del fútbol

El árbitro, señalando el brazalete del jugador:
-¿Usted es el capitán?
irónico responde el jugador:
-¡No! ¡Es que me van a tomar la presión!

Menú