Chistes de ronquidos

Dormir con pasión hace que ronques, pero reír con pasión hace que tengas un mejor sueño. Disfruta estos Chistes de ronquidos.

Ronca más que…

  • ¡Ronca tan duro que parece que durmiera con el motor prendido!
  • ¡Tan bruto que para que no lo despertaran sus ronquidos se fue a dormir al cuarto contiguo!
  • *Roncaba tanto que pusieron en la puerta de su habitación un letrero que decía: «Cuarto de máquinas»
  • *Ronca tan duro que parece que durmiera con el motor prendido
  • Tan bruto que para que no lo despertaran sus ronquidos se fue a dormir al cuarto contiguo!

Yo no ronco, lo que pasa es que…

  • *Yo no ronco, ¡lo que pasa es que sueño que soy una moto!
  • *Yo no ronco, lo que pasa es que respiro fuerte!
  • *Yo no ronco lo que pasa es cuando duermo que respiro con pasión
  • Yo no ronco, lo que pasa es que a veces duermo con el motor prendido

Para descubrir si roncas

Cansado de las continuas quejas de su esposa por los ronquidos decidió poner una grabadora a escondidas para confirmar si era cierto lo que su atribulada mujer le contaba: que sus ronquidos eran demasiado fuertes. Puso la grabadora en la mesa de noche sin que su esposa se  diera cuenta y al día siguiente al despertar lo primero que hizo fue escuchar la grabación y efectivamente, oyó los enormes decibeles de su ronquido… y también la voz casi silenciosa de su esposa que le decía a alguien: «¡Siga, siga que está dormido!»

El dormilón de los sermones

El pastor llama al hombre aparte y le reconviene
-Ya estoy cansado de que usted se duerma en todos mis sermones!
-Pastor, pero yo no veo en qué le afecta que yo duerma mientras usted predica!
-Que duerma no me perjudica, pero por favor ¡No ronque!

Remedio para los ronquidos

El paciente atribulado le pregunta al doctor:
-Doctor, ¿qué hago con mis ronquidos no me dejan dormir?
-¡Duerma en cuartos separados!

El codazo

Están en plena sala de concierto. La orquesta filarmónica interpreta una pieza magistral. La esposa codea a su marido y le dice:
-Qué grosero el señor que está a mi lado. Está dormido y roncando!
El esposo contesta:
-¿Y para eso me despertaste?