Chistes de mala suerte

En la cornisa

Parado en la cornisa de su casa el agobiado esposo se va a lanzar al vacío. Su esposa al verlo en tal situación le dice:
-¿Qué haces ahí Arriba?
-¡No quiero vivir!
-¿Te vas a tirar?
-¡Si!
-¡Espérate que quite el carro!

Conversación luego del examen

-¡Qué bien! ¡Terminé el examen de primero!
-¿Y qué respuestas pusiste en los problemas de atrás?
-!Uy! ¿Habían preguntas atrás?

¿El gato negro trae mala suerte?

Cuando tienes un gato en casa resuelves el miedo a los fantasmas:
-¡Se cayó un plato en la cocina!
-A la fija fue el gato.
-¡Vi una sombra pasar en el patio!
-Seguro pasó el gato.
-Hiper inflación y desempleo…
-¡A la fija culpa del gato!

Una familia muy cariñosa

Al ver que su amigo Pablo Remalas era un tipo muy solo y nadie estaba ni en sus cumpleaños le pregunta:
-Pablo, ¿tu familia te escribe al menos por el whatsApp?
-Si. Mi familia si me escribe por WhatsApp… ¡lo que pasa es que nunca le dan enviar! 

Preocupado por un hijo

-¿Qué te pasa PabloRemalas?
-Es que mi hijo mayor…
-¿El que siempre deja olvidada la mochila del colegio?
-Si ése. Me tiene preocupado.
-¿Por qué?
-¡Me dijo que quería ser paracaidista!

Una deuda y otra deuda

Cansado de sus deudas Pablo Remalas decide suicidarse. Se sube al edificio más alto de la ciudad y cuando está a punto de tirarse un hombre se lanza sobre él y se lo impide mientras le dice:
-Me debe la vida.
A lo que contesta Pablo llorando:
-!Ay Dios mío! ¡Otra deuda más!

Club de pesimistas crónicos

-Hola. ¿Es el club de Pesimistas Crónicos?
-Si, pero creo que duraremos poco, dentro de poco nos echarán por no pagar el local; o por un incendio, o un terremoto, o algo pasará. Además con la pandemia moriremos pronto o igual nos cae el meteorito ese de la profecía. Pero bueno, si quiere apúntese, al final no le servirá de nada.

Llamando a los bomberos

Pablo Remalas llama a los bomberos…
-¿Bomberos? ¡mire, hay un incendio en la 72!
-¿72 con qué?
–¡No sé porque el incendio ya quemó la mitad de la placa!

Menú