Comprar un bolso «pequeño»

El precio también es pequeñito