Reclamar el derecho a la pereza

Los inconformes y perezosos Celios gritan…
-Reclamamos nuestros derechos!
-¡SI!
-¡Derecho a la pereza!
-¡Si!
-¡Derecho a dormir cuanto queramos!
-¡Si!
-¡Vamos a salir a marchar a la calle y no pararemos hasta que nos tengamos esos derechos!
-¿Salir a marchar? .. .¡Ay no! ¡Mejor quedémonos sin derechos!